Iglesia Nueva Apostólica en España

News iglesia regional España

El Apóstol Camenzind visita la comunidad de Palma de Mallorca.
02.12.2018 / Palma de Mallorca
Con el inicio del Adviento, y en una atmósfera de paz y alegría, la Comunidad de Palma de Mallorca recibió la visita del Apóstol Rolf Camenzind. La comunión vivida en el Servicio Divino y la celebración del Santo Sellamiento redundaron en grande bendición.

El domingo 2 de diciembre de 2018, acompañado del Obispo Pedro Olmedo y del Anciano Manuel Macías, el Apóstol Camenzind eligió, para el Servicio Divino, la palabra bíblica de Hebreos 4: 12: Porque la palabra de Dios es viva y eficaz, y más cortante que toda espada de dos filos; y penetra hasta partir el alma y el espíritu, las coyunturas y los tuétanos, y discierne los pensamientos y las intenciones del corazón. Una prédica clara, profunda y llena de sabiduría, habló con amorosa precisión sobre la sustancia, las propiedades y los efectos de la palabra de Dios. Ésta es especial, tiene gran valor, pues trae vida eterna. Tenemos que venir al altar con ganas de escucharla, porque es vital para nuestra fe; debemos sentirla en nuestros corazones, y aceptar de corazón lo que oímos; algo tiene que cambiar en nuestro interior, para así luego poder ponerla por obra. La palabra de Dios es poderosa, Dios consumó toda su creación sólo con su palabra. El Señor Jesús sanó enfermos, resucitó muertos, únicamente con su palabra. Recibimos el Espíritu Santo a través de la palabra de un Apóstol, que nos llena del poder y el amor del Padre celestial. La palabra de Dios nos ayuda a distinguir entre el bien y el mal, entre la verdad y la mentira; dando equilibrio a nuestro ser cuando hay discrepancias entre lo que sentimos y lo que pensamos. Porque Dios nos conoce más de lo que nosotros nos conocemos, sabe cuáles son las verdaderas intenciones de nuestros corazones. Él siempre está a nuestro lado y nos brinda, a través de su palabra, lo que verdaderamente necesitamos. 

La celebración del Santo Sellamiento fue motivo de gran alegría para la Comunidad. Especialmente para la ocasión, los hermanos que viajaron desde Menorca para que. Asimismo, de la comunidad de Mallorca la hermana que se acercó al altar para dar este paso tan especial en su vida de fe. El Apóstol Camenzind les habló sobre la importancia de recibir este don celestial, un don que no se puede comprar, un don que los hace ricos en espíritu, que los acerca al Padre celestial. Para un padre los hijos son siempre niños, y siempre los lleva en su corazón. Así es Dios con nosotros. 

Hermosa fue la hora vivida, el encuentro renovó fuerzas para continuar en el camino del Señor. Los asistentes a la hora de bendición fueron 114.