Iglesia Nueva Apostólica en España

Lema

Glorificar a Dios – agradecer a Dios

La Iglesia de Jesucristo tiene dos tareas. La primera consiste en hacer accesible al hombre la salvación y la comunión eterna con Dios y la segunda en ofrecer a Dios veneración y glorificación (ver Catecismo 6.2).

Así que somos llamados a anunciar la gloria de Dios y venerar su majestad y bondad. A través de nuestro comportamiento, lleno de temor de Dios y amor, le damos honor. El Apóstol Mayor Jean-Luc Schneider, Presidente internacional de la Iglesia Nueva Apostólica, establece para el nuevo año 2017 un impulso especial con el lema: “Gloria a Dios nuestro Padre”.

“Al Dios y Padre nuestro sea gloria por los siglos de los siglos. Amén.”
Filipenses 4:20

La verdadera glorificación surge por el obrar del Espíritu Santo en nosotros. Dejémonos guiar por él.  Así podemos reconocer la grandeza del Padre en su obrar, en la creación y en la historia salvífica. Anunciemos su gloria, viviendo conforme a su voluntad y dando más importancia a la confianza en Dios que a nuestras preocupaciones.

Glorificar a Dios también significa agradecerle

El lema de 2017 también se ve reflejado en los carteles para este año, que contienen el mensaje „Yo agradezco a Dios“, con un breve enunciado sobre el motivo del agradecimiento. El cartel de enero dice por ejemplo: „Doy las gracias a Dios por el año 2017, la perspectiva de recibir 8.760 horas de él.“ Y el cartel de diciembre dice: „Doy las gracias a Dios por su cercanía, su bendición y su protección angelical en el año 2017.“ Los carteles muestran imágenes de miembros de la Iglesia que confiesan su fe, y expresan lo que aprecian, personal- y concretamente, en la Iglesia Nueva Apostólica.  

A pesar de todas las aflicciones y preocupaciones, siempre queremos estar agradecidos. Si ponemos el agradecimiento en primer lugar, podremos experimentar como el Padre celestial dará su bendición. 

Con cordiales saludos, vuestro
Markus Fehlbaum